1000 recetas

 

Disfruta cocinando con : 1000recetas.com

 

 

 

www.1000recetas.com

 

 

       

 

 

Búsqueda

                       
                       

Búsqueda

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

garbanzos con costilla

 

 

GRADO DE DIFICULTAD

TIEMPO

fácil (4 personas)

60 min

INGREDIENTES

PREPARACIÓN

 

1/2 kilo de Garbanzas
1/2 kilo de costillas  cortadas a tiras
4 ó 5 dientes de ajos
1 rebanada de pan del día anterior
Tomillo molido
2 ñoras
2 tomates secos
Pimentón dulce
Aceite de oliva virgen extra
1 cebolla mediana
2 hojas de laurel
Sal
Pimienta

 

La noche anterior ponemos a remojo las garbanzas.
Al día siguiente ponemos agua en una cazuela (la suficiente para cubrir holgadamente las garbanzas), llevamos al fuego.
Cuando el agua esté caliente, escurrimos las garbanzas del agua de remojo y las introducimos en la cazuela. Cuando empiece a subir la espuma, desespumamos bien hasta que quede el agua limpia.
Le añadimos las ñoras enteras despepitadas y bien lavadas, los tomates secos bien lavados y enteros, las hojas de laurel y la cebolla pelada pero entera. Dejamos cociendo a fuego lento.
Por otro lado, ponemos un fondo de aceite en una sartén y freímos los ajos pelados y enteros y la rebanada de pan.
Retiramos y colocamos en el vaso de la batidora añadiéndole una cucharada de pimentón dulce y un poco de tomillo molido (yo añado el pimentón estando el pan y los ajos calientes y así evito echarlo en el aceite que se quema enseguida), reservamos.
En el aceite que queda en la sartén doramos las tiras de costillas por todos los lados y unimos a los garbanzos junto con el resto del aceite de la sartén.
Dejamos que se hagan a fuego lento hasta que las costillas y garbanzas estén tiernas, si necesita un poco de agua, se la añadiremos poco a poco y caliente.
Cuando estén en su punto, sacamos la cebolla, tomates y ñoras y los juntamos con el contenido del vaso de la batidora más un poco de caldo del guiso.
Trituramos todo hasta que no queden grumos.
Vertemos en el guiso y dejamos cocer unos minutos más hasta que engorde la salsa.
Rectificamos de sal.
Si vemos que tiene exceso de aceite (suele ocurrir cuando se utiliza carne ibérica), como se quedará en la superficie, lo retiramos con un cucharón y lo desechamos.
Este es un guiso que gana de un día para otro.
 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y realizar labores analíticas. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso , si no aceptas nuestros cookies, por favor te rogamos abandones www.1000recetas.com  (Lee aquí la Política de cookies)